Blogger Backgrounds
16 jul. 2007

LA BARROSA (MENTE 0 - CUERPO 1)

A LA LLEGADA (MU CHULO JAJA)
LA ESTAMPIDA

PASO POR META

REPOSTAJE

LLEGADA A META

REPORTERAS















FIN (OTRA CARRERITA MAS)


Como siempre y no pudiendo ser de otra manera, llegamos a lo justito. La prueba comenzaba a las 10 y a las 9,20 estabamos todavía en cadiz repostando gasolina.
En fin la carrera de la playa de la Barrosa como su propio nombre indica, transcurre por la fina arena de la playa de Chiclana que lleva ese nombre. El lugar con el Castillo de Sacnti Petri al fondo es de lo mas alucinante, se puede ir a tomar viento el Caribe. Bueno dejémoslo en, no hay nada que envidiarle.
Pero definitivamente y con conocimiento de causa, me quedo con las playitas de aquí.
En fin, por ese marco incomparable como dije, tuvo lugar la carrerita. Eran 8 kms? (un pokito mas picha) por la fina arena de la playa, eso si, arena húmeda. Lo malo es que la salida era a las 10 A.M. de la mañana y a esa hora el Lorenzo pegaba con todo su fulgor, en vez de lanzar rayos te golpeaba directamente con ellos sobre el cuero cabelludo cual pescozón o cosqui. Yo había estado entrenando bastante fuerte estas semanas atrás a pesar de los motivos motivantes que me hacían tener la mente un poco equidistante. Quiero decir que iba con los deberes hechos pese a no estar aun en forma (para eso quedan 2 mesesitos). A parte de el calor, la carrera erA en Circuito. Es decir 2 kms tirando to tieso pa Conil y 2 de vuelta, los cuales habian que hacerlos 2 veces. Al darse la salida y salir cual estampida nos pudimos dar cuenta del calor tan horroroso que ibamos a soportar a la vuelta, pues a la ida aun hacia una especie de brisa.
Lo que ocurre al rodar en linea recta esos kms, es que la banderita donde das da la vuelta no se ve ni de cojones, ni con prismaticos por lo que no tienes sensación de avanzar y se hace eterno. Fue justo a mitad de camino al divisar de lejos la dichosa banderita donde se giraba cuando fui consciente de la paliza que aun nos teniamos que dar, asi que reduje un pelín la marcha para reservar fuerzas para la segunda vuelta.
Desde que vi la banderita de las narices hasta llegar a ella se me hizo un mundo. Me acorde del gracioso con la banderita corriendo mas rapido que yo y alejandola de mi. Pues bueno aquí la sensación era como cuando miras con unos prismaticos y la ves cerca y luego cuando vuelves a mirar es como la vieras sin los prismaticos y mas lejos. Total, que entre una cosa y otra giramos de vuelta a la linea de Salida. Ni que decir tiene que ni se divisaba en el horizonte. De todos modos al ser un Arco enorme y ademas de color amarillo se divisaba al rato en la lejania, pero todavía era peor. Siempre estaba igual de lejos, este no se movia, aquí parecia que el que no se movia eras tu.
Llegados a este punto, parecia que llevaba al Sol subido a mi chepa como a mis niños cuando pequeños para ver los desfiles. Mi unico pensamiento era irme alejando hacia un lateral con la camiseta quitada y quitarme las zapas y meterme en el agua y volver paseando por la orilla. No habia forma de quitarme de la cabeza las ganas de abandonar. Solo iba buscando el momento idoneo, un poco antes de llegar a meta para no dar mucho el cante, ademas vi a bastante gente que iba andando asi que no iba a ser el unico. Pues en estas cosas me distraje pensando cuando llegaba para dar la primera vuelta en meta, ahí te intentaban, dar agua en vasos de plastico pero al cogerlo de manos de una amable dama me adelanto un corredor de Guadalcacin por la derecha echandose todo el contenido sobre su pecho. Encima se enfado y le dije no protestes que yo lo queria para echarmelo por encima tambien. En fin, para una vez que cojo agua. Cuando volvimos a enfilar el recorrido de nuevo, solo pensaba cuanto me alejaria antes de parar y arrancarme el dorsal y volver caminando. En esas me encontraba cuando levantando la cabeza y mirando a mi alrededor, me veo rodeado de mis contrincantes habituales de los que alguno incluso se iba quedando atrás. Esto me animo a seguir y comprobar que no me dolia nada, ni el costado, ni me costaba respirar, ni nada. Solo tenia el agobio en mi mente, asi que me decidi a tirar y a pensar el punto donde iba a comenzar a apretar. Aumente el ritmo pues pense que cuanto antes llegara mejor jeje.
Y asi fue, mucho mas corta la segunda vuelta que la primera y acabando en perfecto estado. Y volviendo a cerciorarme lo debil de mente que soy. Eso si, el entreno se me esta dando de puta mother, solo espero conjugar cuerpo y mente en una carrera a ver si consigo que terminen a la par.